jueves, 8 de agosto de 2013

La invasión del spam

Ya sabeis que últimamente estoy un poco más liada de lo habitual con el trabajo, y bien que me alegro de ello. Esta no es una entrada de quejas por no tener un "verano de descanso al sol". Pero aunque trato de seguir leyendo y no aumentar mi pila de libros pendientes (con un éxito discutible en ambos casos), apenas tengo tiempo para más que dejar mis impresiones más inmediatas según termino mis lecturas en Goodreads. Y poco más, ¡y ya lo siento por el blog!

Pero hay algo que me preocupa aun más del blog, y es de lo que hoy os quiero hablar: De la invasión de spam que últimamente parece estar sufriendo éste.

En más de 4 años de publicaciones, apenas había tenido una docena de intentos de spam, y los guardé en la carpeta dedicada a ello en blogger casi con cariño. Hasta me hacía ilusión que alguien tratara de utilizar un blog apenas conocido como ...Resumiendo... para colar un enlace que no venía a cuento y publicitar así su web. Porque se veían que eran personas de verdad tratando de colarla, y había que reconocerles su esfuerzo.

Pero desde hace unos meses la cosa se ha descontrolado. Empezó poco a poco a incrementarse el número de mensajes claramente spam hasta que, actualmente, prácticamente todos los días aparecen un par de mensajes de spammers en el blog. Y salvo unos pocos, Google tampoc ha tenido ningún problema en detectarlos como lo que son, ya que, aunque te cuentan una película impresionante de lo mucho que les gusta tu blog y que tienen uno de "temática similar" (¡toma ya! Lo mismo vale para mi blog que para uno de cocina o de taxidermia) y que les gustaría intercambiar links, o que ya te han hecho el link y te invitan a comprobarlo en su sitio, o te hacen una pregunta muy técnica porque les encantaría saber de donde has sacado tu plantilla (eh... venía de serie en el blog) o te preguntan qué plataforma utilizas porque quieren hacerse un blog (el blogspot enorme de la dirección, debió despistarles) o te avisan que tienes un problema de spam y te aseguran que ellos pueden ayudarte (¿acaso van a dejar de intentar publicar mensajes si se lo pido por favor?) y un largo etcétera de téxtos prediseñados para parecer espontáneos y que en mi blog nunca colarían, y más porque, todo esto, lo escriben en su inmensa mayoría... en inglés.

Supongo que es el precio a pagar por hacer reseñas de libros que no han sido traducidos al español, pero también las hago de series coreanas y japonesas y todavía no han tratado de dejarme ningún mensaje en ese idioma.

Y me siguen pareciendo más currados los spammers en español. Esos al menos realmente tratan de encajar en la temática de la entrada con su comentario, aunque luego lo estropeen con un enlace que no tiene nada que ver.

En fin, que en menos de 3 meses, he recibido más de 100 intentos de spam en el blog y llega un momento en el que yo me pregunto: ¿Esto solo me pasa a mi o es que se han multiplicado los spammers y es algo general?

¿Os pasa también a vosotros?

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

También podría interesarte